Dr. Hook & the Medicine Show

Imagen extraída de: amazon.com

Los frutos del amor

Recuerdo de mi temprana infancia que una famosa canción de Diomedes Díaz fue motivo de muchas alegrías y “recochas”, como se dice en mi tierra, esto es, bromas, chanzas, de esas que se dan en medio de las fiestas y los bailes, a propósito de algo que tiene un contenido cómico o llamativo por alguna razón, aunque no sea el humor precisamente. Me refiero a Brindo con el alma (1986), en cuya letra se habla de un muchacho que llama a la casa de la mujer que ama y contesta la madre, diciéndole que no la moleste, que la deje tranquila, que pare ya con esas llamadas: “No, no me la llames más, no me la molestes más/Mira que ella está estudiando, tiene su novio y se va a casar”. Como ocurre usualmente, los que no sabían el resto de la letra, gritaban a todo pulmón cuando llegaba este coro, uno de los más celebres en la carrera musical del querido Diomedes Díaz, que tan alto dejó el nombre de Colombia en el mundo.

Curiosamente, la letra de Brindo con el alma guarda una gran similitud con Sylvia’s mother (1972), single de la banda Dr. Hook & the Medicine Show: “Sylvia’s mother says Sylvia’s packin’ she’s gonna be leavin’ today/Sylvia’s mother says Sylvia’s marryin’ a fella down Galveston way”. Pese a esta coincidencia, que podrán confirmar quienes comparen las dos letras completas, no fue así como llegué a Dr. Hook, su nombre abreviado, banda de rock estadounidense formada en Union City, Nueva Jersey, en 1965, y que combinó en sus canciones el country rock, el rock sureño y el soft rock.

A decir verdad, fue buscando canciones para una señorita que encontré Sharing the night together del álbum Pain (1978). Esa fue la puerta que me condujo a la maravillosa discografía de Dr. Hook. Después de algunos encuentros y, de modo amistoso, no se concretó nada con la señorita, pero me quedaron canciones que guardan un lugar especial en mi corazón y en mi memoria como Only Sixteen, When you’re in love with a beautiful woman, Carry me Carrie y A Little bit more, porque si algo nos queda de los amores, llegados o no a buen puerto, son melodías y letras bellas. Tal vez, es ese uno de los grandes méritos del amor y, en eso, sus críticos deben anotarle varios puntos a favor, o varias notas, si así lo quieren.

Escrito por: Carlos Andrés Gómez
La Ciudad del Sonido / 2021
https://linktr.ee/laciudaddelsonido

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *